EL REY DE LOS CIELOS ANDINOS

Cóndor Andino

El cóndor andino  es una ave de la familia Cathartidae .Este animal del Perú es una ave carroñera. Su nombre científico es Vultur gryphus.

Esta especie es la ave no marina más grande del mundo.  Su nombre proviene de la palabra quechua Kuntur.

En el Inkario, el Cóndor o “Apu Kuntur” fue considerado una divinidad muy especial que unía el “Hanaq Pacha” con el “Kay Pacha”; seguramente debió poseer templos especiales para su culto, similares al que se halla hoy en Machupicchu. Los pueblos han creado a través de la historia muchas leyendas dándole características múltiples; por ejemplo, cuenta la tradición que cayó en el patio del Aqllawasi cusqueño o Casa de las Vírgenes del Sol un cóndor muerto, hecho que se interpretó como el anuncio de la destrucción del Tawantinsuyo. Hoy, el cóndor no es más un Dios importante entre los andinos pero aún mantiene algunas de sus “características superiores o divinas” en algunos pueblos remotos del Cusco.

Características del cóndor andino

El cóndor andino tiene un peso de 11 a 15 kilogramos los machos y de 8 a 11 las hembras. Su tamaño es de 142 centímetros de altura  y 330 centímetros de envergadura (con sus alas abiertas).

Es un ave muy grande de color negro con plumas de color blanco al contorno del cuello y en algunas partes de las alas. La piel de la cabeza tiene un color rojizo, su pico tiene una terminación de gancho y sus bordes son filosos.

El cóndor de los andes macho posee una cresta y unos pliegues es su cara y cuello que aumenta con el pasar del tiempo. Las hembras de esta especie no poseen la cresta pero si tienen los pliegues.

El cóndor andino sobresale por su elegante vuelo y sus prolongados planeos. Por motivo de ser un ave muy pesada, se vale de las corrientes de aire que se produce en la cordillera. Esto hace que pueda estar por mucho tiempo en el aire, por este motivo se lo puede ver en ocasiones en zonas del  océano Atlántico y Pacifico, ya que el cóndor aprovecha las fuertes corrientes de aire del mar.

Alimentación del cóndor andino

Su alimentación está basada mayormente por animales muertos. En ciertas ocasiones puede llegar a cazar pequeños animales. Gracias a su prolongado vuelo, el cóndor puede viajar grandes distancias en tiempo de escasez para buscar alimentos.

El cóndor puede detectar sus alimentos por el olor a gas que emana la descomposición de un cadáver.

Hábitat del cóndor

Para el Cóndor andino, su hábitat consta de al menos 3 condiciones:

  • Vientos o corrientes ascendentes de aire, esto le permite volar muy alto
  • Terrenos muy despejados, esto le permite al ave andina, descubrir la carroña desde la altura.
  • Un suministro ideal de animales muertos.

El cóndor andino se encuentra principalmente en la Cordillera de los Andes, este lugar se caracterizada por montañas desoladas, cañones profundos y acantilados altos, aunque en algunas zonas alcanza la costa. También desciende a los valles precordilleranos, estepas y praderas abiertas que le facilita la visibilidad para descubrir carroña.

En Perú, norte de Chile y el extremo austral de Sudamérica, suele estar presente en la costa, alrededor de colonias de aves, lobos y elefantes marinos. Vive desde el nivel del mar hasta los 5.000 metros de altitud.

Los dormideros, compartidos por ejemplares adultos, sub-adultos y juveniles de ambos sexos están generalmente localizados en riscos altos y protegidos de la lluvia, el viento y potenciales depredadores.

En la mayoría de los casos observados los dormideros y posaderos preferidos, y por ende disputados, son los que reciben más temprano los rayos solares. Siendo que la carroña está distribuida al azar, los animales usan repetidamente varios sitios de descanso o pernocta dependiendo de la disponibilidad de alimento en el área llegando a concentraciones de hasta 124 individuos.

Reproducción del cóndor

Una de las características menos conocida del cóndor es lo referido a su reproducción. Estas aves de los andes del Perú son básicamente monógamos,  es decir, eligen a una sola pareja y se queda con ella de por vida. El único caso en que esta especie busque otra pareja en caso de que el otro muera.

El ciclo reproductivo del cóndor, incluido el cortejo, apareamiento, incubación y levante del polluelo hasta su emancipación dura aproximadamente dos o tres años.

El cóndor es la especia que tiene el periodo de incubación más prolongado, entre las aves rapaces. Luego de 56 a 60 días de incubación compartida, nace el polluelo, el cual es alimentado por ambos progenitores.

El polluelo intenta dar sus primeros vuelos a los 6 meses y a los 9 meses el joven ya está listo para acompañar en los vuelos a sus padres. Es de ellos de quien aprende el comportamiento básico de la supervivencia.

Luego de un año y medio o 2 el cóndor se suma a la población local y disputa un lugar en la carroña.

Cóndor Andino en peligro de extinción

El cóndor andino está considerado en peligro de amenaza por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN). En 1970 fue puesto por primera vez en esta lista.

Las amenazas a esta especie son  por la pérdida de su hábitat que es necesario para la búsqueda de su alimento y por culpa de cazadores.

En la actualidad se lleva a cabo proyectos de repoblación en zonas que han sido habitadas históricamente por el cóndor.

“La felicidad es el arte de nunca tener en mente el recuerdo de cualquier cosa desagradable que haya pasado”.